lunes, 15 de enero de 2018

Escribir bien es como cantar mal en un karaoke


Antes de que acabase el año, en una quedada con amigos para tomar algo nos liamos la manta a la cabeza y fuimos a un karaoke. Sí, lo sé, seguro que estás pensando que estoy loca perdida, pero en tu defensa (no en la mía) diré que cuando nos dirigíamos hacia allí yo también pensé que esa gente estaba fatal de lo suyo y que aquella noche, en la que el reloj apenas pasaba de las doce, se nos estaba yendo de las manos.


Me da mucha vergüenza cantar en público, y más con los temas que habían elegido. ¿Por qué la gente que va a los karaokes elige canciones tristes de las que no conoce ni la mitad de la letra? Por ejemplo, Frente a frente, de Jeanette, ¿hay algo más triste que eso? Con lo que molan las canciones moviditas de Disney, como la de El libro de la selva.

Sin embargo me vine arriba cantando "Desesperada", de Marta Sánchez, porque todo el mundo se perdía. Y entonces alguien me dijo que no se me daba tan mal cantar, aunque yo más bien creo que desafino con cierto gusto, que no es lo mismo.

Una de las cosas que nos hacen mejorar en cualquier aspecto de la vida es poner a prueba nuestros límites. Sólo si vamos más allá de nuestra zona de confort sabremos hasta dónde podemos llegar. Y en esto de escribir pasa lo mismo.

Muchas veces nos cohibimos pensando que eso que escribimos está mal, que no es correcto, que lo hacemos tan mal que no vale la pena ni intentarlo. Así me pasó a mí cuando escribí mi primera novela, la historia quería escribirla, pero no la hice en formato de novela negra porque estaba convencida de que yo no servía para eso. Pero para escribir algo bien hay que practicar primero, y mucho, igual que para convertirte en una Mónica Naranjo de la vida primero tienes que ir mucho a los karaokes a dar pena.

Después, cuando la publiqué y los lectores empezaron a leerla, me di cuenta de que estaban intrigados y de que las pistas que había ido dejando a lo largo de toda la novela habían conseguido engañarlos. ¿Acaso no se hace lo mismo con la novela negra?

Así que yo, que suelo ser consecuente con mis razonamientos, decidí que iba a escribir novela negra. Por eso mi próxima novela, otra de esas que también salen muy de dentro, es una novela negra. Y ahí estoy, retocando.

No creo que pase de este año el que esta nueva historia vea la luz, así que prometo darte más pistas pronto, al fin y al cabo me estoy volviendo una experta en ello.

¿Hay algo que no te hayas atrevido a hacer todavía y que ponga muy a prueba tus límites? Cuéntamelo, porfa, y si ese algo es en un karaoke, mejor, no voy a contar aquí yo sola mis vergüenzas :P

------------------------------
P.D.: El pasado sábado, en la lista de correo enseñé a mis suscriptores, entre otras cosas, una foto en la que salgo, que ha sido ganadora de un concurso y que es portada de un calendario institucional. En la recogida de premios pasó una cosa bastante desagradable y relacionada, en cierta medida, con la entrada de la semana pasada sobre la lucha entre el ebook y el libro en papel. ¿No tienes curiosidad por saber qué pasó? Apúntate ahí arriba a la derecha a la lista de correo y no te pierdas nada, además soy muy riquiña y contesto muchas preguntas.

15 comentarios:

  1. A mí me molan los karaokes. Hace mil que no voy pero siempre me ha gustado canturrear. Y sí puedo darte la razón en que nadie puede perfeccionarse si no se lanza a la piscina pero también se necesita un cierto talento natural. Si no cantas/escribes bien no vas a hacerlo nunca por mucho que practiques. Esa es mi opinión, al menos. Yo soy una negada para todo lo que tenga que ver con el dibujo y las artes plásticas en general. Y me apuesto a lo que sea a que puedo pasarme la vida pintando cuadros y siempre van a ser el mismo espanto. Jajajaja. Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo también soy una negada para el dibujo, pero que conste que probablemente sea porque no me he esforzado mucho :P Biquiños!

      Eliminar
  2. Sólo una vez he cantado en un karaoke. Mis amigos no han querido volverme a escuchar... Por si te pica la curiosidad, me estrené con La chica yeyé.
    Y oye, quiero más pistas de esa nueva historia!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ey, esa mola, y ahora por tu culpa la estoy cantando. Biquiños!

      Eliminar
  3. A mí me chifla cantar, pero en mi entorno somos más de montar la fiesta en casa :D
    Creo que solo fui una vez a un karaoke. Canté María, de Modestia Aparte xD
    ¡Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya, es que una cosa es pintar la mona en tu casa y otra es que te vea todo el mundo xddd! Biquiños!

      Eliminar
  4. Lo de cantar va bien (un día te contaré mi pasado de cantante), pero al escribir a veces llevo la punta del lápiz un poco desafinada. Y en esas estamos...probando, probando 1,2,3 😃
    Mil besos, guapa. A ver si nos cuentas más de tu novela que nos tienes en ascuas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quiero que me lo cuentes ya, ahora sí que me has dejado intrigada. Espero poder contar algo pronto. Biquiños!

      Eliminar
  5. Yo he ido a karaokes varias veces y, de jovenzuela, hasta me subí al escenario de la banda en la cena de final de curso. Y los cantantes me pidieron otra, no te digo más. Y allá que fui. Pero porque iba en buena compañía, con un par de amigas que cantan de maravilla. Yo en solitario no me hubiese atrevido. Y es que no me gusta hacer sufrir a la gente.
    Yo soy tremendamente tímida, pero a veces me he metido en cada embolao yo sola... yendo a eventos llenos de desconocidos. Y pasado el mal rato inicial, me he desenvuelto razonablemente. Y, lo mejor, me he sentido genial después por haber derribado una barrera que, tiempo atrás, me habría parecido insalvable.
    Es muy saludable salirnos de nuestra zona de confort.

    P.D.: Ahora tendrás que enseñarnos cómo cantas. Tus suscriptores lo merecemos. :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese es nuestro problema con todo, que somos muy tímidas, tenemos que atrevernos más, he dicho :) Eso de derribar barreras deja una sensación genial. Biquiños!

      P.D.: Un día de estos recuérdame que busque el archivo donde yo misma cantaba la canción que me inventé para "Detrás de la pistola", que aún debo tenerla por ahí.

      Eliminar
  6. Nunca he cantado en un karaoke, solo en una cena con amigos que pusieron uno y fue una catástrofe. Y no por mi parte, que me escaqueé, no sé si no le encuentro el punto o me faltó a mí ese otro punto que te quita la vergüenza.
    Con respecto a escribir... me paso la vida saliéndome de la zona de confort. Unas veces acierto y otras no, pero es divertido.

    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces viene bien beber unas cuantas copas para hacer ciertas cosas. Sí, tú te sales siempre de lo esperado, y por eso molas :) Biquiños!

      Eliminar
  7. Cuando salimos con el coche me preguntan que por qué no canto, yo contesto que cuando me siento frente al volante, me sale el rockstar que llevo dentro XDD

    Respecto a escribir, decirte lo que ya sabes de sobra: leer mucho y escribir más, hasta afinar y encontrar el tono adecuado.

    ¡Biquiños!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú eres como yo, así que cualquier día voy a tener que regalarte una chonidiadema xddd! Biquiños!

      Eliminar

Un post sin comentarios es peor que un día sin conguitos. A mí me encantan y me alimentan (los comentarios, quiero decir) así que anímate a dejarme el tuyo, me alegrarás el día.